Algunas verdades sobre el sistema eléctrico español

El Ministro de Industria José Manuel Soria no ha podido hablar más claro en Onda Cero: el sistema eléctrico tiene una regulación muy compleja y en el recibo de la electricidad se pagan cosas que no deberían pagarse.

Además, ha explicado de forma muy clara cómo se desglosa el recibo de la luz. En cada recibo pagamos:

  1. Los costes de producción y generación.
  2. El transporte de la electricidad (red de alta tensión).
  3. La distribución desde las subestaciones hasta el destinatario final.
  4. Los costes extrapeninsulares (subvención a las provincias fuera de la península porque transportar o generar la electricidad ahí es más cara).
  5. Las primas a las energías dentro del régimen especial, la mayoría de ellas renovables.

Todo lo que no son costes de generación se denominan peajes eléctricos (puntos 2 – 4). En dichos peajes van incluídas las subvenciones.

Torre de alta tensión.

En el cómputo actual, hay un déficit anual de 4000 millones de euros entre lo que pagamos por la electricidad y lo que habría que pagar por ella. Para paliar dicho déficit, habría que subir el recibo del orden de un 17%.

La razón principal son los costes de generación de varios tipos de energía en el mix eléctrico español:

  • Coste medio de generación: 50 €/MWh
  • Nuclear – 25 €/MWh (más barata que el promedio)
  • Eólica – 90 € /MWh (hay que pagar 40 € de prima)
  • Termosolar – 220 €/MWh (hay que pagar 170 € de prima)
  • Solar fotovoltaica – 450 €/MWh (hay que pagar 400 € de prima)

De ello se concluye, aunque no lo diga así el Ministro, que la razón de la subida desbocada del recibo de la luz es la implantación de unas tecnologías que, tras más de una década de explotación, siguen sin  poder competir en precio con otras de producción sostenida (entre ellas, la nuclear).

El Ministro reconoce además que no es ni será posible a corto y medio plazo (décadas) tener un abastecimiento 100% renovable, por la sencilla razón de que las energías renovables son intermitentes y es necesaria una energía de base, que garantice el suministro de forma estable y cuando se necesita.

De ahí que incluso después del accidente de Fukushima, la energía nuclear siga siendo una opción cada vez más atractiva y apetecible.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: